Renacer.


Crónicas de una Ciudad Ficticia.
Cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia.

Algarabía de esperanza
¡Tristeza que vas huyendo!

Con antifaz de belleza,
Creaste en tus días tormentos.
¡Hoy de ti no queda nada!
Mucho menos un lamento.

Dignificada,
 Y de entre las brazas
Logró resurgir de nuevo.

Superó las adversidades
Que aprisionaron sus sueños.
Desvaneciendo las amarguras,
Que alguna vez le afligieron.

Se entregó a nuevos días y
Volvió a conquistar los cielos,
Con mesura y con valentía,
Desterrando todos sus miedos.

La vida le dio las alas,
Para elevarse muy lejos…
Vuela Libre, Vuela alto
¡No concedas más encierros!

Algarabía de esperanza

¡Tristeza que vas huyendo!



Gracias por leer Las Crónicas de una Ciudad Ficticia.
Gracias por leerme. 
Dios te Bendiga.
Cuídate y cuida de tus amig@s y familiares….
Esta ciudad es ficticia, la tuya es real…




8 comentarios:

  1. Que sigan huyendo las tristezas...Un placer leerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así mismo Carmen Silza, Renacer como el ave fénix... dejando todas las penas atrás, buscando nuevos sueños.... que estés bien. Feliz día.
      Dios te Bendiga.

      Eliminar
  2. Que sigan huyendo las tristezas...Un placer leerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así mismo Carmen Silza, Renacer como el ave fénix... dejando todas las penas atrás, buscando nuevos sueños.... que estés bien. Feliz día.
      Dios te Bendiga.

      Eliminar
  3. Precioso. Yo soy de madera para escribir poemas, lo mío es la prosa, pero me encanta leer estas cosas. Acabo de conocer el blog, a través de la iniciativa de los relatos de halloween para Blueberry Notes. Felicidades por tu relato, me gustó mucho. Me quedo a seguirte por acá.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que gusto y que bueno que te haya gustado.
      Gracias por leerme.
      Dios te Bendiga.
      ¡Saludos!
      Que estés Bien.

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. Hola Marcela. Gracias, no sabes cuanto me alegra que le haya gustado. El próximo miércoles, con el favor de Dios, publicaré un nuevo poema; espero que lo puedas leer... y que también te agrade. Cuidate, que sigas bien y feliz descanso.

      Eliminar